¿Que Tabla Comprar? 


Para escoger bien tu tabla lo primero que tienes que hacer es entender y saber cual es tu nivel de surf, ya que de eso va a depender tu evolución. 

Después que sabes tu nivel real debes tener en cuenta que para mejorar en el surf debes tomar la mayor cantidad de olas posibles.

El surf es un deporte donde progresar es muy lento, el tiempo real que pasas sobre la tabla es muy poco por lo tanto tenemos que maximizarlo. 

Tienes que ir paso a paso y no apurarte con el cambio de tabla ya que esto hará que tu progreso sea más lento. 

Mientras menor sea el nivel que tengas, mayor tiene que ser el tamaño de la tabla.

Luego de tener claro tu nivel vas a tomar en cuenta tu altura y por sobre todo tu peso. 

Mientras más pesado seas, mayor tienen que ser las dimensiones de tu tabla.

Por ejemplo una persona alta necesita una tabla más larga y como en general tienen mayor peso va a necesitar mayor volumen. 


Para entender las medidas que están en pulgadas vamos a utilizar un modelo de tabla disponible en nuestra tienda llamado Evolutions.

1 pulgada son 25,4 mm.

 




                                              

                               6`4” X 19,75” X 2,50” 34,05L Squash Tail

La primera medida es 6`4” la cual hace referencia a la longitud de la tabla y es la distancia entre la cola y la punta de la tabla. Cuando es más larga es más estable pero menos ágil. 

La segunda medida es 19,75” y refleja la anchura de la tabla y al igual que la altura va a determinar la estabilidad de la tabla. 

Por ejemplo una tabla ancha es mejor para olas con poca fuerza y tiene mayor estabilidad. Mientras que una tabla más estrecha será mejor en olas huecas y con potencia. 

La tercera medida es el grosor que en este caso es 2,50” y esto quiere decir que a mayor grosor mayor flotabilidad y más facilidad en el remado. 

Cuando tiene menos grosor la tabla es más ágil y te responderá mejor a tus movimientos. 

Por último tenemos el volumen de la tabla que básicamente son todas las otras medidas junto a las diferentes curvas y cóncavos que determinan el espacio total que ocupa la tabla y determina su flotabilidad.

Si estás comenzando este deporte deberías optar por una tabla grande, preferiblemente un Softboard por tu seguridad y la de los demás.

Este tipo de tablas tienen la punta redonda, gran anchura y un gran volumen para ofrecer mayor estabilidad.

Si ya pasaste esta etapa puedes bajar el volumen de la tabla y optar a modelos evolutivos o híbridos. Este tipo de modelos aún tienen buena remada pero se reduce el volumen para agregar mayor movilidad. 

Las tablas híbridas o evolutivas son el paso entre un softboard a las shortboard. Es recomendable conservar siempre una tabla con mayor volumen para esos días de mayor remada. 

 Recuerda que si tienes dudas en nuestra tienda te podemos ayudar a que tomes una buena decisión al comprar tu tabla.